Bansky

Ayer vi el documental “Bansky does New York” , en el que se muestra el paso del artista callejero por la ciudad y lo que provocó en sus fans.

Resulta curioso ver como el arte afecta de manera de diferente a gente diferente. En el documental se puede ver a unos neoyorkinos persiguiendo las obras que este hombre hizo en la calle, a otros destrozándolas, o tapándolas, y a otros “robándolas” para luego venderlas. Y a otros muchos a los que el arte de Bansky les resulta indiferente. Incluso se puede ver cómo la policía está totalmente en contra de que se pinte en las paredes de la ciudad.

A mí Bansky me ha llamado siempre la atención. Normalmente la crítica hecha arte me llama la atención, y mucho de lo que hace es crítica. Tanto como para correr y pegarme codazos por ver una obra suya? creo que no, pero sí lo suficiente para ver el documental y decir claramente que alguna pieza no me gusta o no la entiendo.

Y es que muchos le consideran un dios, un ídolo de masas. Pero simplemente es un artista. Un graffitero que ha conseguido llegar a más gente y aprovecharse de ello. Que esconde su identidad? pues genial, así puede salir tranquilamente a  la calle. Que no vende sus dibujos? perfecto. Que los vende? Perfecto también, que de algo tiene que vivir el hombre. Que alguien es capaz de pagar cientos de miles de euros por una obra suya? Pues ya sabrá lo que hace, yo me los gastaría en otras cosas.

Por cierto, la última obra de Bansky sale hoy en múltiples diarios digitales

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s